El método Wim Hof

Wim Hof: el hombre hielo

Wim Hof nació en Sittard, Países Bajos, el 20 de abril de 1959. Parte de una familia numerosa de ocho hermanos, de niño siempre sintió gran curiosidad por la naturaleza y por la experimentación.

No tenía por costumbre exponerse al frío, todo lo contrario, lo detestaba. Tal es así que tuvo dos experiencias traumáticas con la exposición al frío que casi le costaron la vida, a los siete años jugando a construir un iglú con amigos, se quedó solo sentado en la nieve, hasta que la hipotermia lo atrapó y se quedó dormido. Sufrió lo que se conoce como una "muerte blanca", donde puedes quedarte dormido, sufrir hipotermia, caer en coma y luego el resto está hecho. Pero se recuperó. Sin embargo, a la edad de once años, sucedió lo mismo. Wim iba a la escuela y de camino a casa decidió que quería sentarse. El clima era frío y helado, y simplemente se sentó en el porche de un vecino y se durmió. Una ambulancia llegó después de que alguien telefoneó para decir que vio a un niño durmiendo afuera a temperaturas bajo cero. Se despertó en el hospital y lo tuvieron allí en observación durante una semana. Otra vez el frío casi le quita la vida.

Esto cambió un día de invierno, a sus 17 años. Wim vivía como okupa en una casa ocupada ilegalmente cuando sintió un impulso de sumergirse en agua fría por primera vez. Según cuenta en su libro: "Sentí una atracción que no podía explicar, pero miré a mi alrededor y no había nadie más a la vista. Podía desvestirme y simplemente meterme desnudo en el agua fría, que es exactamente lo que hice. Recuerdo muy claramente que el frío no me molestaba en absoluto, solo tenía curiosidad. Esa curiosidad era mucho más fuerte que la temperatura del agua. ¿Puedes ceerlo? Pero aunque ahora sé por qué fue así, en ese entonces simplemente lo experimenté. Y esa agua fría tuvo un efecto inesperado en mi cuerpo, que es que me sentí genial. Estaba jugando con una fina capa de hielo a mi alrededor, sintiéndome asombrado de tener la habilidad de simplemente jugar en ella."

Ya de adulto, a principios de los 2000, Wim trabajaba de cartero, tenía cuatro hijos y sufrió una tragedia en su vida que lo cambiaría por completo: su mujer se quitó la vida luego de varios años de sufrir depresión. Esto produjo un quiebre en su vida y empezó a buscar alternativas para aliviar el dolor. Se acercó a prácticas meditativas, yoga y prácticas respiratorias. Comenzó a investigar y practicar distintos métodos de respiración, hasta que se topó con la antigua técnica proveniente del budismo tibeteano, el tummo. Tomó el tummo, lo perfeccionó, lo simplificó y lo convirtió en un producto apto para el consumo masivo.

A medida que su práctica y su pericia fueron avanzando, comenzó a publicitar sus "poderes" mediante la realización de diversas proezas temerarias, que hubieran sido difíciles de creer de no ser por la presencia de la prensa. Al transcurso de una década, Hof batió 26 récords mundiales, entre los que se destacan: se sumergió en una bañera cubierta de hielo durante una hora y cincuenta y dos minutos y no sufrió hipotermia ni congelación (lo que le valió el apodo de "Hombre hielo"); subió el Monte Everest, la montaña más alta del mundo, vistiendo apenas pantalones cortos; corrió una maratón entera en el desierto del Namib bajo temperaturas que alcanzaban los cuarenta grados centígrados sin beber una sola gota de agua; nadó debajo de hielo por 66 metros; corrió 50 kilómetros en el desierto del Sahara sin agua o comida.

Los numerosos récords y la divulgación de sus proezas lo llevó a ganar fama mundial, ser objeto de estudios científicos, aparecer en documentales, videos, libros y revistas. Su método se popularizó y es utilizado por miles de personas en todo el mundo.

El método

El método creado por Wim Hof es completamente natural y sencillo, se basa en 3 pilares fundamentales que son: terapia fría, respiración y compromiso.

1. Exposición al frío

Posiblemente, haya visto a Wim Hof, o a alguno de sus alumnos y discípulos, en sus inmersiones en hielo, caminando sobre hielo o subiendo montañas en ropa de baño. La buena noticia, es que dichas acciones solo son una parte avanzada de la exposición del frío, y si se está iniciando, no necesita ir hacia ese extremo para la práctica del método.

En la actualidad, nos hemos acostumbrado a huir del frío; la vida moderna nos ofrece ambientes climatizados, abrigos que mantienen la calidez y cada vez menos exposición a ambientes naturales. Pero comodidad no significa salud. La exposición por un tiempo controlado al frío puede parecer algo incómodo pero ofrece numerosos beneficios a la salud.

1.1 Efectos de exposiciones puntuales al frío

  • Mejora la quema de grasa y la absorción de glucosa por parte de los músculos, gracias en parte a la mayor activación de la hormona adiponectina. Niveles bajos de esta hormona están ligados a obesidad, diabetes, y más enfermedad cardiovascular.
  • Fortalece el sistema inmune. Aunque una exposición prolongada debilita la función inmunológica (concepto de hormesis), está demostrado que exposiciones cortas e intensas lo robustecen, elevando la producción de células asesinas (NK o natural killers) y glutatión, nuestro principal antioxidante.
  • Alarga la longevidad de las células, previniendo la ruta metabólica mTOR e incentivando la autofagia, de manera similar al efecto de los ayunos intermitentes.
  • Disminuye el dolor asociado a diferentes condiciones, como la artritis, a través de la estimulación de la noradrenalina y la reducción de la inflamación.
  • Mejora síntomas de depresión leve.

En cursos de supervivencia te enseñan la regla del Tres. Tu vida corre peligro después de: tres minutos sin oxígeno, tres horas sin refugio (a bajas temperaturas), tres días sin agua o tres semanas sin comida. Es decir, para tu cuerpo, después de obtener oxígeno, mantener la temperatura corporal es lo más importante. Cualquier desviación relevante respecto a los 36,5° C representa una amenaza. Por ello tiene mecanismos para mantener ese rango térmico a toda costa, y su activación periódica es beneficiosa.

1.2 El frío y la grasa marrón

Los humanos nacemos con una gran cantidad de grasa marrón, así llamada por su color, producido por una gran densidad mitocondrial. Esta grasa es muy especial, ya que puede generar energía tomando directamente grasa blanca y glucosa para producir calor, de ahí su nombre coloquial: grasa quema-grasa.

Durante mucho tiempo se pensó que los adultos perdían completamente la grasa marrón, pero hoy sabemos que se degrada especialmente ante la ausencia de estresores térmicos. Las personas que pasan más tiempo en exteriores retienen una buena cantidad, concentrada en cuello, espalda alta y pecho. El frío no solo evita su pérdida, sino que ayuda a producir más.

La cantidad de grasa marrón que tiene un individuo juega un papel relevante en su tasa metabólica basal, es decir, en la cantidad de calorías que utiliza su cuerpo en reposo. Múltiples estudios demuestran una relación inversa entre cantidad de grasa marrón y obesidad.

1.3 Practicar exposiciones al frío

La manera ideal de exponerse al frío es hacerlo por un intervalo corto de tiempo de manera cotidiana, es por eso que un baño de agua fría es una buena forma.

Cualquier persona es capaz de soportar el agua fría durante treinta segundos, sobre todo después de haberse pasado varios minutos acumulando calor bajo el agua templada o caliente. El agua caliente te abre las venas, lo cual favorece el flujo sanguíneo. Así pues, si bien el agua fría puede producir cierta incomodidad al principio, treinta segundos no es algo muy duro.

Cuando se cambia la temperatura del agua de caliente a fría, lo que sucede en tu cuerpo es que se empiezan a despertar todos los músculos pequeños de tu sistema vascular. Se cierran y se abren, se cierran y se abren, y este proceso repetitivo estable el tono muscular vascular, que se va desarrollando con la exposición repetida hasta alcanzar su estado óptimo.

Para realizar exposiciones periódicas al frío, puedes realizar el siguiente protocolo:

  1. COMIENZO. Solo quince segundos de agua fría al final de tu ducha de cada día. Al cabo de una semana te sentirás capaz de aguantar treinta segundos o más.
  2. SEMANA 1. Treinta segundos de agua fría al final de una ducha caliente.
  3. SEMANA 2. Un minuto de agua fría al final de una ducha caliente.
  4. SEMANA 3. Un minuto y medio de agua fría al final de una ducha caliente.
  5. SEMANA 4. Dos minutos de agua fría al final de una ducha caliente.

Algunos de los beneficios de la exposición al frío comienzan a los 15,5 °C, de modo que el agua del grifo suele estar lo suficiente fría para marcar la diferencia.

A medida que se te vaya desarrollando el tono muscular vascular, absorberá cada vez más el choque hasta que al final prácticamente no habrá choque. El sistema vascular se contrae a voluntad para proteger los órganos vitales y advertirás que tu rimo cardíaco descenderá durante el día, reduciendo el nivel de estrés. El flujo sanguíneo nutre mejor tus células. Luego de la cuarta semana, el tono vascular estará optimizado.

Las técnicas más avanzadas de exposiciones al frío son inmersiones en hielo, caminar sobre nieve, exponerse a bajas temperaturas en ropa interior y, en general, todo lo que sea una exposición más extrema al frío por cortos períodos de tiempo.

2. Respiración

Se ha comprobado que, en la actualidad, la gran mayoría de las personas utilizan sólo un tercio de la capacidad pulmonar para respirar. De esta manera, los niveles de oxígeno quedan por debajo de lo que una persona necesita para ser considerada sana. Los niveles de oxígeno también disminuyen con las enfermedades pulmonares, cardíacas y neurológicas.

La técnica de respiración consciente del método Wim Hof permite elevar los niveles de oxígeno en sangre lo que trae aparejado los siguientes beneficios: aumento de la energía, reducción de los niveles de estrés y fortalecimiento del sistema inmunológico.

En general, la técnica de respiración del método Wim Hof incluye dos etapas principales donde:

  1. Por medio de respiraciones aceleradas e intensas se genera una hiperventilación que conduce a una rápida caída de los niveles de dióxido de carbono en sangre (hipocapnia).
  2. Por medio de retención de respiración (hipoventilación) se conduce a una caída en los niveles de oxígeno (hipoxia).

Estas variaciones son la clave del tummo. Se fuerza conscientemente a entrar en un estado de estrés por unos momentos para luego generar un estado de relajación extrema. Los niveles de dióxido de carbono en sangre se precipitan y luego vuelven a recuperarse. Los tejidos sufren un déficit de oxígeno y luego se irrigan de nuevo. El cuerpo se vuelve más adaptable y flexible aprende que todas estas respuestas fisiológicas pueden controlarse. La respiración intensa a conciencia, nos permite doblarnos para no rompernos nunca.

2.1 Cómo calentarte a la manera de Wim Hof

Este ejercicio es útil para activar el tejido graso marrón o pardo y brindarte calor si eres una persona que sufre constantemente del frío o si necesitas calentarte cuando no tengas acceso a una fuente de calor externa.

  • Siéntate en una posición confortable.
  • Realiza cinco o seis respiraciones inhalando hondo y despacio, y exhalando de manera natural.
  • Realiza una inhalación a fondo.
  • Relájate para exhalar el aire.
  • Realiza una inhalación a fondo y contiene la respiración por cinco segundos. Tensa los músculos de la espalda alta y del pecho mientras controlas la respiración; pero no tenses la cabeza. Mantén relajada la mandíbula.
  • Exhala.

2.2 Ejercicio de respiración de Wim Hof

Algunas advertencias y consideraciones son necesarias antes de realizar el ejercicio de respiración del método de Wim Hof. Ya que durante el ejercicio de respiración intensa consciente se genera hiperventilación, es posible, que en algunos casos se pueda perder la conciencia durante algunos segundos es por ello que se aconseja realizar el ejercicio en un lugar seguro y controlado. Se debe evitar realizar el ejercicio en lugares y situaciones que pueden presentarse como peligrosos como calles, conduciendo, lugares cercanos a abundante aglomeración de agua (cascadas, piscinas, ríos, playas), lugares con altura y en, general, todo lo que puede resultar riesgoso si uno pierde la conciencia.

  • Colóquese en un lugar cómodo, ya sea sentado o acostado.
  • Respire 30 veces de manera intensa. Esto significa inhalar el máximo posible de aire, con intensidad y velocidad. La velocidad de las respiraciones y la intensidad de las inhalaciones por sobre las exhalaciones son los dos factores que generarán más hiperventilación. Por eso, es importante que inspire más que espire. Sentir sensaciones de de hormigueos en el cuerpo o mareos es completamente normal durante esta etapa.
  • Luego de la última exhalación de las 30 de la etapa anterior, sostenga el aire durante al menos 30 segundos. De acuerdo a vaya avanzando con la práctica debería poder sostener el aire durante un minuto y medio o más aún. Durante esta etapa debe sentir una agradable sensación de relajación.
  • Inhale intensamente y sostenga el aire durante 15 segundos.
  • Respire normalmente durante un breve período de tiempo para finalizar el primer ciclo. Lo recomendado es realizar 3 ciclos de este tipo de patrón de respiración.

Se recomienda realizar el ejercicio a la mañana y en ayunas, aunque también puede ser realizado durante el día.

Aquí hemos desarrollado una aplicación totalmente gratuita y sin limitaciones que te ayudará a practicar el ejercicio de respiración de Wim Hof en diferentes niveles e intensidades. Para ingresar, haz clic aquí.

3. Compromiso

Este pilar del método de Wim Hof también es conocido como "el poder la mente", debido a que debemos estar fuertes y conscientes mentalmente para poder obtener todos los beneficios del método. Si no existe compromiso, el método no será eficaz en el 100 % de su potencial.

Para obtener el máximo partido del método hay que invertir mentalmente en él, se debe dejar de lado las distracciones cuando se realicen los ejercicios de respiración por la mañana, apagar el televisor y dejar el teléfono móvil en otra habitación. Es necesaria la disciplina y para ello, el poder de la mente es fundamental.

El método incluye una práctica de meditación como una forma de consolidar el compromiso. La meditación, para quién nunca la practicó, puede ser un asunto complicado al comienzo, pero con el tiempo se vuelve algo fluido y placentero. Por eso también, se requiere de compromiso para afrontar las primeras dificultades.

Los pasos a seguir son los siguientes:

  • Colóquese en una posición confortable. La meditación se debe realizar en un lugar que inspire relajación (por ejemplo en un sofá con luz tenue) y en una posición cómoda (recostado o sentado).
  • Cierre los ojos. Si bien se puede meditar también con los ojos abiertos, pero para eso hay que tener mucha pericia o tiempo meditando. Para los que están iniciando, mantener los ojos cerrados les ayudará a concentrar con más facilidad. Una vez que esté acostumbrado al proceso de meditación, podrá probar abriendo los ojos desde el comienzo o luego de unos momentos.
  • Intente vaciar la mente. Si bien es casi imposible eliminar los pensamientos de la mente, si algún pensamiento intrusivo desvía el foco de concentración, puede intentar reconocerlo y dejarlo fluir, como nubes que llevan y se van. Uno de los mejores trucos para eliminar los pensamientos intrusivos es concentrarse en el proceso de respiración, percibir como el aire ingresa por su nariz, como el aire es expulsado; sin analizarlo, solo percibiendo.
  • Sienta su cuerpo. Ponga toda la atención en su cuerpo, sienta la energía fluyendo por el mismo, las sensaciones en las distintas partes del cuerpo y todo lo que sucede en él.
  • Mantenga la concentración. La meditación se basa en gran parte a la concentración, intentar mantenerla es un objetivo primordial. Si cualquier factor externo intenta captar su atención (por ejemplo un sonido, un destello de luz), no lo ignore; pero imagine que este estímulo no lo molesta, sino que lo ayuda a alcanzar el estado deseado.

Se recomienda realizar al menos 5 minutos de meditación al día, preferentemente luego (no antes) del ejercicio de respiración del método.

Además, se pueden realizar algunos ejercicios de resistencia o estiramientos conscientes, pero esto es opcional y no forma parte del método.

Advertencia: Antes de practicar este método, consulta con un profesional médico. Sobre todo en caso de embarazo o de padecer epilepsia, hipertensión o problemas del corazón.
Fuentes
  • Wim Hof. The Wim Hof Method: Activate Your Full Human Potential. Sounds True. 2020.
  • Jonathan Antonio de Souza. Método Wim Hof Paso a Paso. Autopublishing.
  • James Nestor. Respira. Editorial Planeta. ISBN: 9789563608816. 2021.
  • Marcos Vázquez García. Fitness revolucionario. Lecciones ancestrales para una salud salvaje. 2018.

Evidencias científicas

En el estudio de [Hallenberg, 2022] se midió el Bienestar Subjetivo (SWB), que se refiere a atributos psicológicos como la felicidad, la realización y el enriquecimiento. Como marcador biológico, se midió la Variabilidad del Ritmo Cardíaco (HRV), ya que se teoriza que es una medida indirecta del Sistema Nervioso autónomo (ANS) que, a su vez, a menudo se ha asociado para reflejar la salud mental. Las medidas de SWB y HRV se evaluaron antes y después de la intervención con el método Wim Hof (WHM). Treinta y dos participantes cumplieron con los criterios de inclusión y se asignaron al azar a un grupo de intervención y un grupo de control. Se le pidió al grupo de intervención que hiciera 10 días de práctica de WHM en el hogar después de un entrenamiento introductorio inicial. Mientras tanto, se pidió al grupo de control que viviera la vida como de costumbre. Veintiséis participantes completaron las evaluaciones posteriores y los datos recopilados se analizaron a lo largo del tiempo. Se encontró que los participantes en el grupo de intervención informaron una disminución significativa en el afecto negativo desde antes de la intervención hasta después de la intervención en comparación con los del grupo de control.

[Dragićević, 2022] investiga los beneficios potenciales de implementar el Método Wim Hof ​​(WHM) en el contexto del Deporte y el Ejercicio. Las siguientes dos preguntas de investigación fueron el foco de este estudio exploratorio: (1) ¿Cuáles son los beneficios percibidos y los mecanismos subyacentes de practicar WHM en los deportes? (2) ¿Cómo incorporan los atletas el WHM en sus rutinas diarias? Una encuesta de selección y entrevistas semiestructuradas formaron la base del diseño de la investigación. Ambos se llevaron a cabo en un entorno en línea. La encuesta fue respondida por 138 participantes, mientras que en la versión final del estudio se incluyeron 8 entrevistas. La guía de entrevistas estuvo influenciada por el programa de entrevistas de cambio de cliente de Elliott (2008), que intenta evaluar ciertas terapias o intervenciones desde la perspectiva del cliente. El análisis de las respuestas demostró que los atletas perciben que el método proporciona una variedad de beneficios físicos (resistencia, recuperación, fuerza) y psicológicos (excitación y manejo de la ansiedad, autoconciencia). Adicionalmente, se obtuvieron lineamientos prácticos para la implementación del método. Esta investigación fomenta la aplicación del WHM en el Deporte y el Ejercicio, aunque hay que destacar que son necesarios más estudios para hacer recomendaciones firmes y desarrollar protocolos específicos.

[Petraskova Touskova, 2022] llevó a cabo un estudio observacional para investigar los efectos de un novedoso programa de entrenamiento psicofisiológico de Wim Hof sobre respuestas al estrés y liberación de hormonas en participantes sanos durante una expedición antártica. Todos los miembros de la expedición antártica fueron incluidos en el estudio. Los participantes eran voluntarios sanos asignados a un grupo de intervención (n = 6) y un grupo de control (n = 7). La intervención consistió de 8 semanas de entrenamiento Wim Hof. El programa de formación comprendía tres partes integradas: ejercicios de respiración, exposición al frío y meditación. Los resultados mostraron que el programa de entrenamiento de 8 semanas redujo significativamente las respuestas al estrés, como lo indica la reducción de los síntomas depresivos. También se observó una reducción no significativa del cortisol. Los autores concluyen que el Método Wim Hof puede afectar positivamente los síntomas de estrés y la adaptabilidad del sistema hormonal para responder adecuadamente al ritmo circadiano en voluntarios sanos que participaron en una expedición antártica.

En [Bahenský, 2022] se evaluó a 19 adolescentes sobre si una intervención de 4 semanas basada en el método de respiración Wim Hof les mejoraría la economía respiratoria durante el ejercicio de correr. Se concluyó que la intervención de 4 semanas del método de Wim Hof no pareció alterar los parámetros de la economía respiratoria durante una prueba de ejercicio gradual máxima en corredores adolescentes.

En [Zwaag, 2022], 48 voluntarios varones sanos fueron asignados al azar para ser entrenados mediante dos tipos de ejercicios del método Wim Hof y otros 48 voluntarios varones sanos fueron aleatorizados para recibir entrenamiento de exposición al frío, entrenamiento en el ejercicio de respiración óptimo establecido, una combinación de ambos o ningún entrenamiento. El estudio corroboró hallazgos previos de que la activación voluntaria del sistema nervioso simpático, la atenuación de la respuesta proinflamatoria y el alivio de los síntomas durante la endotoxemia humana experimental son posibles después de seguir un programa de entrenamiento que consiste en exposición al frío y un ejercicio de respiración. Además, estas intervenciones pueden ser proporcionadas por un entrenador independiente y adquiridas en un corto período de tiempo.

En [Pastor Sánchez, 2020] se tomó una muestra de 27 personas con cualquier tipo de migraña que practicasen el método Wim Hof. Las variables analizadas fueron el tipo de crisis migrañosas, intensidad y frecuencia de estos, el empleo de fármacos y otras medidas no farmacológicas. Los resultados obtenidos mostraron que el 81,5% disminuye el número de episodios tras la práctica del método. En la mayor parte de sujetos (88,9%) el Método Wim Hof les ha mejorado la calidad de vida. La autora sugiere que, en base a los resultados, el método Wim Hof tiene un efecto positivo en la disminución de dolor y la mejora de la calidad de vida en los sujetos con migraña.

El objetivo del trabajo de [Suppmann, 2021] fue explorar cómo las personas que practican el Método Wim Hof (WHM) percibieron y experimentaron cambios psicológicos notables. Se realizaron entrevistas semiestructuradas con ocho participantes en línea para explorar el tema en cuestión. Las preguntas de la entrevista se basaron en el "Programa de entrevista de cambio de cliente" de Elliott (2008), incluida la motivación para practicar el WHM, los cambios experimentados y la evaluación personal del WHM. El análisis temático se utilizó para analizar los datos. Los entrevistados mostraron tres tipos de motivación: Motivación orientada a la tarea, motivación por los beneficios para la salud y motivadores externos. Los cambios informados incluyeron cambios psicológicos positivos, físicos positivos y sociales positivos. El WHM fue evaluado como simple y efectivo, mientras que también se compartieron experiencias negativas. Los hallazgos confirmaron que los practicantes de WHM experimentaron efectos beneficiosos sobre la salud mental y general. Se necesita más investigación sobre el potencial de la WHM para actuar como un tratamiento para los problemas de salud mental en el futuro para proporcionar una base científica sólida para estos hallazgos.

[Zwaag, 2020] amplía un estudio publicado en 2014 del efecto del método Wim Hof sobre nuestro sistema nervioso simpático y la respuesta inmune innata. Se demostró que el sistema nervioso simpático puede activarse voluntariamente después del método. Este estudio evaluó si el método Wim Hof afecta el metaboloma plasmático y si estos cambios están relacionados con los efectos inmunomoduladores observados. El presente estudio demostró que los practicantes en el método Wim Hof tenían concentraciones plasmáticas más altas de lactato y piruvato (entre otros). Esto apunta hacia una mayor activación del ciclo de Cori. El estudio cree que dentro del grupo entrenado, el lactato y el piruvato contribuyeron en parte al aumento de la antiinflamatoria IL-10 y a la disminución de la proinflamatoria IL-1beta, IL-6 y TNF alfa. Se ha demostrado que el lactato y el piruvato en cantidades suficientemente altas provocan una respuesta antiinflamatoria de nuestro sistema inmunológico. Resulta que nuestro metabolismo afecta el sistema inmunológico. El método provoca un cambio en el metabolismo que contribuye en parte a una respuesta antiinflamatoria.

En [Buijze, 2019], el objetivo principal es evaluar si el método Wim Hof podría modular las respuestas inmunitarias innatas en pacientes con espondiloartritis axial, que es una inflamación reumática crónica de la columna vertebral. Este estudio de prueba de concepto se basó en investigaciones anteriores, que muestran cómo las personas sanas pueden influir voluntariamente en la respuesta fisiológica al estrés para inducir la inflamación, después del entrenamiento con Wim Hof. El estudio investiga principalmente la seguridad de practicar el método para este grupo de pacientes, pero también analizó los cambios en los marcadores inflamatorios y la actividad de la enfermedad y la calidad de vida informadas por los pacientes. Los resultados mostraron que el método Wim Hof se puede aplicar de manera segura en pacientes con espondiloartritis axial, que es una afección inflamatoria crónica prototípica. Además, se encontró una disminución significativa en los marcadores inflamatorios de los niveles de VSG y PCR, que son biomarcadores de actividad de la enfermedad validados. Por último, se encontró que varias medidas de la actividad de la enfermedad y la calidad de vida mejoraron después de la intervención. Por lo tanto, los resultados sugieren que el método Wim Hof no solo permite que las personas sanas inicien voluntariamente la respuesta inmunitaria en la inflamación aguda, sino también en la inflamación crónica relacionada con afecciones inflamatorias mediadas por el sistema inmunitario.

En [Muzik, 2018] se realizó un estudio de imágenes cerebrales para medir las contribuciones relativas al cerebro y la periferia que dotan al "Hombre de Hielo" para soportar el frío utilizando sus técnicas del Método Wim Hof. Los resultados proporcionan evidencia convincente de la primacía del cerebro (SNC) en lugar del cuerpo (mecanismos periféricos) en la mediación de las respuestas del Hombre de Hielo a la exposición al frío. También sugieren la posibilidad convincente de que el método Wim Hof podría permitir a los profesionales desarrollar un mayor nivel de control sobre los componentes clave del sistema autónomo, con implicaciones para las intervenciones en el estilo de vida que podrían mejorar múltiples síndromes clínicos.

[van Middendorp, 2015] se suma a un estudio anterior, publicado en 2014, sobre la capacidad de influir voluntariamente en la respuesta fisiológica al estrés en hombres sanos a la inflamación inducida experimentalmente, después del entrenamiento con el método Wim Hof. Es un estudio de prueba de principio que investigó cómo las expectativas de uno podrían desempeñar un papel en el resultado del tratamiento. Se encontraron indicios de que el optimismo generalizado de la expectativa de resultados es un determinante potencial de la respuesta autonómica e inmune a la inflamación inducida después del entrenamiento.

En [Kox, 2014] se evalúan los efectos del Método Wim Hof sobre el sistema nervioso autónomo y la respuesta inmune innata. Un grupo de doce personas fue entrenada con el Método Wim Hof antes de someterse a un experimento para inducir la inflamación, lo que normalmente resulta en síntomas similares a los de la gripe. En comparación con un grupo de control que no recibió capacitación en el Método Wim Hof, los participantes capacitados mostraron menos síntomas similares a los de la gripe, niveles más bajos de mediadores proinflamatorios y niveles elevados de epinefrina en plasma. En conclusión, el grupo entrenado pudo activar voluntariamente su sistema nervioso simpático.

[Buijze, 2014] trata sobre los efectos del Método Wim Hof en el mal agudo de montaña. Durante una expedición al Monte Kilimanjaro, un grupo de 26 excursionistas que fueron entrenados en el Método Wim Hof utilizaron las técnicas de respiración para prevenir en gran medida y, si es necesario, revertir los síntomas del mal agudo de montaña.

En [Vosselman, 2014] se probó los efectos de un estilo de vida con exposición frecuente al frío extremo sobre el tejido adiposo pardo (BAT) y la termogénesis inducida por el frío (CIT). El experimento comparó a Wim Hof, que está acostumbrado a la exposición al frío extremo, con su hermano gemelo monocigótico que no lo está. Ambos usaron una técnica de respiración similar a g-Tummo. Los resultados no mostraron diferencias significativas en BAT o CIT entre los dos sujetos. Sin embargo, la temperatura central de Wim bajó menos en comparación con la de su hermano y su respuesta subjetiva a la temperatura fría fue más positiva. Además, el calor corporal generado por ambos hermanos era considerablemente más alto que el de una persona promedio. Por lo tanto, parece que la respiración similar a g-Tummo durante la exposición al frío podría causar una producción de calor adicional.

[Kox, 2012] realiza una investigación con un caso de estudio que se llevó a cabo después de que Wim Hof afirmara que podía influir en su sistema nervioso autónomo y, por lo tanto, en su respuesta inmunitaria innata. Su respuesta inflamatoria se midió durante una inmersión en hielo de cuerpo completo de 80 minutos y practicando la técnica de concentración del Método Wim Hof. Además, se realizó un experimento de endotoxemia para estudiar la respuesta inmunitaria innata in vivo de Wim. Los resultados mostraron cómo las técnicas del Método Wim Hof parecían evocar una respuesta de estrés controlada. Esta respuesta se caracteriza por la activación del sistema nervioso simpático, que parece atenuar el sistema inmunitario innato. Aquí, Wim Hof demostró que podía influir en su sistema nervioso autónomo.

[Kamler, 2009]: Durante el intento de récord mundial de Wim de inmersión total en hielo usando solo pantalones cortos, se tragó una cápsula de monitor de sentido vital para medir su temperatura central. Su temperatura central comenzó a 98.6 °F y bajó a 88 °F después de 75 minutos de inmersión en frío. Sorprendentemente, su temperatura volvió a subir a 94 °F en los siguientes 20 minutos. El dogma médico estándar establece que una vez que su temperatura central cae por debajo de los 90 °F, su cuerpo no puede calentarse nuevamente. Por lo tanto, si no se proporciona una fuente externa de calor, su temperatura continuará descendiendo en espiral y eventualmente morirá de hipotermia. Sin embargo, Wim demostró que podía elevar su temperatura central de 88 °F a 94 °F mediante el uso de las técnicas del Método Wim Hof.

Referencias
  • [Bahenský, 2022] Marko D, Bahenský P, Bunc V, Grosicki GJ, Vondrasek JD. Does Wim Hof Method Improve Breathing Economy during Exercise?. J Clin Med. 2022.
  • [Buijze, 2014] Geert A. Buijze & Maria T. Hopman. Controlled Hyperventilation After Training May Accelerate Altitude Acclimatization. WILDERNESS & ENVIRONMENTAL MEDICINE, 25, 484–494. 2014.
  • [Buijze, 2019] G. Buijze, M. de Jong, M. Kox, M. van de Sande, D. van Schaardenburg, R. van Vugt, C. Popa, P. Pickkers, D. Baeten. "Battling Arthritis" — An add-on training program involving breathing exercises, cold exposure, and meditation attenuates inflammation and disease activity in axial spondyloarthritis - A proof of concept trial. Amsterdam Medical Centre. 2019.
  • [Dragićević, 2022] Dragićević, Luka IMMERSING IN THE WIM HOF METHOD: THE EXPERIENCES OF THE ATHLETES. Partial Fulfillment of the Requirements for the Degree of European Master of Sport and Exercise Psychology at The University of Thessaly. 2022.
  • [Hallenberg, 2022] Hallenberg, Karl. The Wim Hof Methods Effect on Heart Rate Variability and Subjective Well-Being. Bachelor Degree Project in cognitive neuroscience. 2022.
  • [Kamler, 2009] K. Kamler & G. Stewart. Letter: Blood tests during meditation and breathing exercises in New York. 2009.
  • [Kox, 2012] Kox M, Stoffels M, Smeekens SP, van Alfen N, Gomes M, Eijsvogels TM, Hopman MT, van der Hoeven JG, Netea MG, Pickkers P. The influence of concentration/meditation on autonomic nervous system activity and the innate immune response: a case study. Psychosom Med. 2012.
  • [Kox, 2014] Kox, Matthijs & van Eijk, Lucas & Zwaag, Jelle & Wildenberg, Joanne & Sweep, Fred & Hoeven, Johannes & Pickkers, Peter.Voluntary activation of the sympathetic nervous system and attenuation of the innate immune response in humans. roceedings of the National Academy of Sciences of the United States of America. 2014.
  • [Muzik, 2018] Muzik, Otto & Reilly, Kaice & Diwadkar, Vaibhav. Brain over body”–A study on the willful regulation of autonomic function during cold exposure. NeuroImage. 2018.
  • [Pastor Sánchez, 2020] Pastor Sánchez, Pilar. Efecto del método Wim Hof en sujetos con migraña. Master's thesis, UCJC. 2020.
  • [Petraskova Touskova, 2022] Petraskova Touskova, Tereza & Bob, Petr & Bares, Zdenek & Vanickova, Zdislava & Nývlt, Daniel & Raboch, Jiri. A novel Wim Hof psychophysiological training program to reduce stress responses during an Antarctic expedition. Journal of International Medical Research. 2022.
  • [Suppmann, 2021] Suppmann, F.L. Reported psychological effects of the Wim Hof method: an interview study. Essay (Master). BMS: Behavioural, Management and Social Sciences. 2021.
  • [van Middendorp, 2015] van Middendorp, Henriet & Kox, Matthijs & Pickkers, Peter & Evers, Andrea. he role of outcome expectancies for a training program consisting of meditation, breathing exercises, and cold exposure on the response to endotoxin administration: a proof-of-principle study. Clinical rheumatology. 2015.
  • [Vosselman, 2014] Vosselman MJ, Vijgen GH, Kingma BR, Brans B, van Marken Lichtenbelt WD. Frequent extreme cold exposure and brown fat and cold-induced thermogenesis: a study in a monozygotic twin. PLoS One. 2014.
  • [Zwaag, 2020] Zwaag, Jelle & ter Horst, Rob & Blaženović, Ivana & Stoessel, Daniel & Ratter, Jacqueline & Worseck, Josephine & Schauer, Nicolas & Stienstra, Rinke & Netea, Mihai & Jahn, Dieter & Pickkers, Peter & Kox, Matthijs. Involvement of Lactate and Pyruvate in the Anti-Inflammatory Effects Exerted by Voluntary Activation of the Sympathetic Nervous System. Metabolites. 2020.
  • [Zwaag, 2022] Zwaag J, Naaktgeboren R, van Herwaarden AE, Pickkers P, Kox M. The Effects of Cold Exposure Training and a Breathing Exercise on the Inflammatory Response in Humans: A Pilot Study. Psychosom Med. 2022.



Otros métodos y técnicas de respiración que te pueden interesar